Educación jueves, 16 de abril de 2020

Promoción, el nuevo concepto clave.

Creo que con el paso de los años pocos olvidaremos el tercer trimestre del curso 2019-20; pero más certeza tengo todavía acerca de que a día de hoy, reinará en el panorama educativo la más auténtica heteronomía, con respecto a las competencias autonómicas en relación de la crisis del COVID-19.

La jornada de ayer, ha sido para mí, apoteósica e imagino que de igual manera la habrán vivido no solamente el colectivo docente en sí, sino también las comunidades educativas que venían solicitando por diversos medios, tan solo una premisa para este tercer trimestre: certidumbre.



De las declaraciones de la Ministra de Educación, Celaá, en la comparecencia de ayer, entiendo que esta incertidumbre que ha reinado en torno al hecho educativo a distancia (así lo quieren llamar ahora, para que no insistamos en la brecha digital), se ha reducido, pero también plantea nuevos horizontes y trama nuevos sucesos que prontamente conoceremos. Isabel Celaá habló de proporcionar "certidumbre en un momento de incertidumbre" lo cual venimos pidiendo a gritos todos aquellos relacionados con el actual sistema educativo.

De entre lo que he sacado en claro de las declaraciones de la ministra cuando dice que "se mantiene la duración del curso escolar" es que éste no se acaba, como veníamos pidiendo muchos, abalados en la idea de que este tipo de modelo educativo crea desigualdades palpables. Con lo cual, todos aquellos que trabajamos a diario desde el modelo educativo presencial para limar las diferencias entre nuestro alumnado, tendremos que pasar por el aro y seguir con nuestra labor aun a sabiendas de que no llegará a todos los alumnos y a las alumnas por igual.

En cuanto a la impartición de nuevo contenido en este tercer trimestre, la ministra habla de "adaptar la actividad lectiva a la situación" y de que se "flexibilizará el currículum y las programaciones didácticas". Es decir, que no se posiciona, porque si bien insiste en que los aprendizajes estarán guiados en torno a competencias imprescindibles y a que se favorecerá el repaso y el refuerzo con actividades globalizadoras y competenciales; también recuerda que existe una "autonomía curricular". ¿Y esto qué es? Pues que los centros educativos tenemos derecho a ejercer nuestra labor desde una perspectiva metodológica propia, pero también las Comunidades Autónomas tienen la competencia de organizar los centros dependientes según sus criterios. ¿Qué pasará hoy? Pues que en algunas Comunidades Autónomas se pedirá a los docentes que avancen en contenido y en otras no. Claro que no nos lo van a decir con este lenguaje, nos lo van a decir con otra terminología, pero esto va a ser así. Y no me pongáis a prueba, porque últimamente estoy muy pitonisa, y lo de Zoom y las clases por videoconferencia, lo vi venir antes del descalabro.

Todos entendimos, o yo al menos, así lo quise entender, que cuando se habla de aprendizajes competenciales imprescindibles y al menos en mi etapa educativa, que es la que domino (Educación Primaria); la ministra se ha querido referir a la lectura, la comprensión lectora, la destreza escritora y crecación artístico literaria, el cálculo, el conteo, las operaciones básicas y el traslado de este conjunto abstracto a la realidad del alumnado. También las competencias en comunicación artística o en otras lenguas extranjeras y cooficiales, además del acercamiento a la realidad científico tecnológica del mundo que nos rodea. Pero, en general, y para que me entienda todo el mundo: leer, escribir, comprender, ejecutar operaciones, resolver situaciones, avanzar en lo básico que el alumnado ya poseía en la educación presencial.  Se habla de refuerzo, de repaso, no de adelantar contenido académico, muy en contra de la línea que muchas CCAA ya habían tomado. Misma línea ejecutiva que la que determinó las acciones del Consejo Escolar del Estado. Por este motivo pienso que aquí cada cual va a actuar de una manera distinta y que como siempre al profesorado y a las familias nos tocará acatar aquellas decisiones que se tomen, según nuestro lugar de residencia. Así de real, dependiendo de donde vivas, tendrás la educación que merezcas.

Pero nada de esto parece ser importante porque lo que los medios han querido retratar desde la tarde de ayer han sido las medidas tomadas con respecto a la evaluación del alumnado. La Ministra Celaá expresó que "se adaptará la evaluación, la promoción y la titulación". Pero de esto a lo que se ha trasladado en los medios con el gran titular del "aprobado general", hay mucha distancia. Lo entiendo, oye, hay que vender periódicos. Estos mismos medios ya lo hicieron en su día con el caso de las medidas educativas que se tomaron en Italia, donde también se reconoció la necesidad de promoción general. El problema es que aquí en España se tradujo como aprobado general, porque en este país tenemos serios problemas para diferenciar la promoción de la evaluación, no digamos ya si hablamos de la calificación.

En grandes rasgos, evaluar es aplicar una serie de criterios fundamentales (criterios de evaluación) que me indiquen que mi alumno domina los conocimientos y habilidades competenciales necesarios para adquirir los objetivos generales impuestos por ley mediante las administraciones. Como también se dijo ayer, debe tener un carácter formativo y de diagnóstico. Pero, ¿es que no lo tenía hasta ahora? ¿Es que no era lo que estábamos haciendo? A fin de cuentas, se evalúa para mejorar la competencia del alumnado en esas destrezas básicas y la competencia profesional del docente que analiza si su práctica está siendo eficaz con respecto al grupo clase y sus circunstancias. Otra cosa muy distinta es la calificación. Calificar es poner un número a una prueba, tarea, trimestre, lo que sea. Calificar es poner una nota, y como te dije en esta otra entrada, Las notas académicas, el engaño; no suma ni aporta información, ni para el alumnado ni para las familias. ¿Qué información me da un 4 en inglés? A mí, ninguna. Simplemente, que el alumno está suspenso. Pero, ¿en qué tiene que mejorar? ¿Qué estrategias debe seguir para llegar al aprobado? ¿En qué habilidades necesita trabajar (habla, escucha, destreza escrita,...)? Esto no me lo aporta un número, una cifra, sino el ejercicio de la evaluación que ya se venía haciendo en el aula. Lo que me ha gustado es que se pida un informe de evaluación, que solo espero no quede en un mero gesto burócrata más que aumente nuestro trabajo de un modo poco consciente. Y por último tenemos la promoción. Promocionar es pasar de curso o de etapa escolar. Se produce tras la evaluación y calificación. ¿Puede promocionar un niño o una niña con una asignatura suspensa con una calificación de un 3? Sí, según nuestro sistema educativo y dependiendo del curso y la etapa. Por tanto no debemos confundir promoción con evaluación, ni tampoco con aprobado. ¿Cuál será el escenario que tengamos este año? Pues que en algunos cursos y etapas el alumnado promocionará con asignaturas suspensas, puede que más que las habituales y lo hará de este modo porque esta situación excepcional tiene que tener de por sí, medidas excepcionales que le acompañen. No hay más polémica. Promocional NO es lo mismo que aprobar.

Volviendo a la evaluación, será entonces una situación de evaluación de diagnóstico en la que adelantemos para el siguiente curso académico, aquellos aspectos en los que nuestro alumnado debe mejorar, especialmente el que tuvo dificultades propias del aprendizaje derivadas por sus características personales o resultado de la situación de desigualdad generada por el COVID-19. Este tipo de evaluación que se nos pide, continua, de diagnóstico, formativa; estará orientada a elaborar las "medidas de recuperación" en el curso siguiente, el 2020-21.

La palabra clave para entender las adaptaciones del sistema educativo a la crisis del Coronavirus, será por tanto, promoción. Y se nos da a entender que su opuesto, la no promoción, será una medida excepcional. El problema es que la repetición (o no promoción) en el actual sistema educativo también se contempla como una medida extraordinaria, debiendo agotar recursos educativos necesarios (esto en la teoría, porque en la práctica y después de sucesivos años de recortes, no abundan) para evitar tomar esta medida. Sin embargo, España está muy por encima de la media de OCDE en la tasa de repetición, siendo el 4º país de este conjunto con mayores cifras. Yo solamente espero, que todos consensuemos que esta promoción general se aplique sin incidencias y pensando que una medida como la repetición debiera ser para la mejora en el curso siguiente del alumnado, no como un castigo. En el caso de que se tome esta medida, la de no promoción, ayer se estableció claramente que esta decisión deberá estar "sólidamente argumentada y acompañada de un informe de recuperación". Nos dejan claro que la norma general a tomar es la promoción.

Y este es el análisis que en lo personal he hecho de las declaraciones de la Ministra Celaá de ayer, pero sé de buena tinta que las interpretaciones que las diferentes CCAA hagan de esta realidad tendrá muchos matices. Aun con todo, me conformo, y me adelanto en decir que a nivel general sí se ha reducido mi sensación de incertidumbre. Creo que llega el final de las tareas desmedidas y que se empieza a vislumbrar cierto trabajo en la paliación de las desigualdades. Prefiero y elijo ser optimista, por mi alumnado, por mi salud, pero sobre todo, porque entiendo que la educación debe dejar de ocupar un lugar protagonista en esta crisis en la cuál, necesitamos valorar más otras cuestiones fundamentales como superar primero que nada, el riesgo sanitario y emocional. Todo lo demás, puede esperar. Yo, promociono, y a menos que mi Comunidad Autónoma me sorprenda, sigo afrontando este momento como #MaestraDeclaradaEnRebeldía; pero viendo una pequeña luz al final del túnel.

Aprende del ayer, vive para hoy, ten esperanza para mañana.

✓Albert Einstein.


También te gustará

0 comentarios

Suscríbete a la Newsletter

Recibe mis publicaciones en tu email y no te pierdas nada.

AUTORA EN LA OBRA COLECTIVA FLORILEXIO

Estoy en madresfera

CHARLA EDUCATIVA SOBRE PATIOS INCLUSIVOS