psicología viernes, 20 de marzo de 2015

EL EFECTO DE RETROSPECCIÓN O POR QUÉ TIEMPOS PASADOS PARECEN MEJORES.

Recientemente, por causas diversas (el día del padre, el reencuentro con una vieja amistad, ver el reflejo de la estima de amigos que más que amigos se han convertido en familia con el tiempo...) me he sentido algo melancólica y he pensado mucho en el pasado. Supongo que la vida que en mí crece y las perspectivas de cambio inminente han tenido también mucho que ver, a la hora de recordar tiempos en que me sentía más joven y llena de vida a rebosar. Esa mezcla de locura y optimismo desmesurado que muchos tenemos a los veinte. Ese "comernos el mundo".

Tendemos a recordar mucho el pasado, especialmente aquel en el que nos sentimos más jóvenes (¡y ojo!, que yo soy una niña...) como si éste fuera la mejor de las etapas de nuestra vida.

Los años de instituto,
aquel año de estudiante universitario recorriendo Santiago de Compostela,
el carnet de conducir,
el primer amor,
aquel trabajo que te daba dos duros y con el que vivías como nadie,
... 


Si eres de los que cree que tiempos pasados siempre fueron mejores, esto te interesa.


Efecto de retrospección.


El efecto de retrospección es la tendencia a considerar las situaciones pasadas más positivamente a como en realidad las hemos vivido. Se trata nuevamente de un sesgo, ya sabes


(juicio inexacto, 
atajo mental para ahorrarnos esfuerzos 
a la hora de catalogar recuerdos, 
esquema con el que identificar 
una situación).


De este modo, recordamos tiempos pasados como si fueran mejores que los actuales, remitiéndonos a momentos concretos y no a un cómputo global del bagaje de nuestras vidas. Además, tendemos a magnificar dichos momentos, por el efecto de congruencia con el estado de ánimo (otro día hablaremos de esto, te adelanto que el estado de ánimo marca nuestros recuerdos) de tal manera que los recordamos más bellos de cómo los vivimos en el pasado.

De hecho, este sesgo es llamado también efecto color de rosa, pues nuestra visión de estos recuerdos está teñida de un filtro carmesí que es típico de las expresiones relativas a dicho color.


Por este motivo no extraño que tus padres te digan constantemente aquello de "en mis tiempos..." refiriéndose a épocas que consideran más plenas. Al igual que puede acontecer con corrientes artísticas a las que nos sumamos defendiendo dogmáticamente como superiores a las actuales o venideras. Y también a las modas y acontecimientos que enmarcan un contexto histórico social.



Sin embargo, y a pesar de caer muchas veces en este sesgo, los mejores tiempos están por construir si en un futuro nos marcamos objetivos que enriquezcan nuestras vidas. Los mejores momentos son ahora, si entendemos lo afortunados que somos por todo lo que tenemos y lo que nos hace felices. Esas pequeñas cosas del día a día, quizás no acaben en la memoria RAM de nuestro cerebro, pero son tan válidas como tiempos pasados si nos hacen sentir bien. Además, con el paso del tiempo, recordaremos esta misma época como una siguiente juventud, que se nos irá escapando cuanto más soplemos las velas.

Y para acabar, una recomendación para los cinéfilos. "Media noche en parís". El oscar al mejor guion para Woody Allen por una película en la que volver a otros tiempos, se convierte en algo histórico. Es una bonita síntesis de esta idea, aunque el nombre que el director le otorga en esta ocasión es: "complejo de la edad de oro".



video




Me interesa el futuro porque es el sitio en el que voy a pasar el resto de mi vida.

Woody Allen. 




También te gustará

7 comentarios

  1. Muy buena entrada Elvi! Coincido con que la nostalgia distorsiona pero no sé si siempre, hay hechos que realmente son “inmejorables” independientemente del efecto de retrospección… por ejemplo en tu caso, cuando dentro de mucho tiempo recuerdes todo lo que estás viviendo no sé si tu recuerdo podrá “mejorarlo”, jaja, debe ser un momento inmejorable el de ser madre. Pero sí, tal vez el mayor problema más que la nostalgia es no saber vivir el presente, hay cosas increíbles que en el instante en que las vivís no les das verdadera dimensión de lo que son.
    Por cierto, antes de llegar al final de la entrada también se me vino a la mente esa película, jaja, me identifiqué mucho con ella. También viene como anillo al dedo la frase más representativa del Flaco Spinetta (y que a veces cuesta cumplirla)… “aunque me fuercen yo nunca voy a decir que todo tiempo por pasado fue mejor, mañana es mejor”.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Concuerdo al 1000% con lo que dices, Benja!! Desde luego que hay momentos inolvidables, momentos que nos marcan, que nos hacen ser quien somos. Puntos de inflexión.

      Preciosa la frase, y más viniendo de quien viene, un luchador!

      Muy bonito lo que has escrito, Benjamín. ¡Besos!

      Eliminar
  2. Tenés toda la razón Elvi, solo es que uno por ahí se aferra mucho a momentos agradables ya vividos y en el momento no se da cuenta de que este momento también pueda ser memorable. Igualmente se recuerda siempre lo bueno (casi nunca lo malo) y con lo que pasa en el presente supongo que en un futuro será igual. Como puse en el comentario en tu muro, en lo que sí creo es que en la música definitivamente el pasado ha sido mucho mejor. bikos amiga desde Argentina. Aqualung

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Aqua! También te comenté en el face. Efectivamente seleccionamos nuestros recuerdos, y el estado de ánimo influye en gran medida. De ahí, que los momentos que vivimos en el pasado y que fueron positivos son los que recordemos mejor. Lo que sucede con la música, es que yo no puedo ser objetiva y lo he intentado!! Soy de tu opinión, hay fenómenos irrepetibles. Lo acontecido culturalmente con la música rock en los 60-70 es apasionante. Tanto desde el punto de vista musical como en el cultural. Me has dado ganas de investigar más sobre esto. Besos hasta el otro lado del charco. Gracias por pasarte!!

      Eliminar
  3. Te comento pq parece que estoy entre el primer paréntesis de lo que escribiste ;) Nunca creí en los tiempos pasados como mejores, así que no tengo lío con eso. Claro q no significa q todo el pasado haya sido un tormento, ni mucho menos, pero nunca me lamenté del ayer, prefiero hoy-mañana... y sobre todo cuando se larguen Rajoy y toda la marea azul diré q esta parte del tiempo no fue mejor socialmente jajajaja :) 8'80 besos!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me lié y te respondí abajo!! Es que soy muy principianta todavía. Besos!!

      Eliminar
  4. Aaaaaay!, que con esa cifra me llegaste!!! Jajajjajajajja. Hay momentos inolvidables por compartirlos con quien los compartimos. Ahora brindemos por nuevos y más hermosos momentos juntos! Con la copa rota, si quieres! Besos, Marthazul!!! Fenómena!!

    ResponderEliminar

Suscríbete a la Newsletter

Recibe mis publicaciones en tu email y no te pierdas nada.

Ganadora del Concurso Reinventa los clásicos de Vicens Vives

Estoy en madresfera

PREMIO V CERTAMEN LA EDUTECA EN LA SECCIÓN MEJOR BLOG DE PROFESORES